Logo-TennisLife

y no quiero asistir a un curso sobre las ancestrales técnicas de la floristería japonesa.

Me atrevo a asumir que cuando usted revisa su corre electrónico le sucede lo mismo y lo que antes era una tarea que tomaba 5 minutos, ahora le toma más de tres cuartos de hora porque cada vez más empresas nos atiborran de información que no nos interesa.

CONQUISTANDO LA RED

LA OFENSIVA POR NUESTRA ATENCIÓN

Diariamente estamos expuestos a más de 80,000 estímulos de los cuales no recordamos ni una décima parte. En la actualidad pasamos una parte importante de nuestras vidas navegando en la red o conectados a nuestros teléfonos inteligentes, así que no es casualidad que cada vez más empresarios, recurran al envío de correos electrónicos sin darse cuenta que lo más seguro es que consigan el resultado contrario a sus expectativas.

DESTÁQUESE EN LA RED

Consciente de la importancia de la Web y de la información que ahí encontramos, me dio curiosidad que algunos logran destacarse mientras la mayoría flota eternamente en el limbo del olvido, así que hice una investigación y obtuve resultados muy interesantes que demuestran que para hacerse notar no se necesita una increíble inversión económica.

Si desea ser visto en la red le recomiendo estos sencillos consejos:

1.- Concéntrese en el resultado final: como dijo Theodore Levitt, “la gente no compra taladros de 6 milímetros, compra agujeros de seis milímetros”. Cuando una persona adquiere un producto no piensa en el artefacto sino en los resultados que va a obtener.

2.- Incite su imaginación: la forma más eficaz de conseguir que la gente desee algo es animarla a imaginar cómo sería su vida si aceptará su oferta.

3.-Exponga los beneficios de la oferta: cuando formulamos correctamente las ventajas de un producto, presentamos persuasivamente nuestra oferta. Lo que se debe hacer es resaltar los detalles fundamentales y restar importancia a los demás.

4.- Validación social: incluir comentarios positivos de otros usuarios estima un incremento aproximado del 20% en las ventas, por ese deseo primitivo de pertenecer a un grupo.

5.- Promueva el pensamiento lógico: cuando incluimos gráicas, estadísticas y porcentajes, los consumidores optan por tomar rutas heurísticas que los lleven a pensar que su decisión de compra es la correcta.

6.- Incluya historias: pídale a sus clientes que platiquen su historia pues el consumidor suele confiar más en el testimo- nio de un desconocido que en la reputación de una em- presa.

7.- Trata con personas: nunca olvide que sus clientes son personas y que quieren ser tratadas como tales. Hábleles como ellos hablan para que sepan que usted es real.

8.- Sentido de urgencia: las personas son muy desespera- das, conducta que los hace tambalear cuando alguien despierta en ellos sentido de urgencia. Establezca fechas límite, cupos limitados y escasez de productos.

9.- No los deje escoger: cuando el consumidor se ve en la necesidad de elegir entre muchas opciones, se paraliza. Siempre es mejor ofrecer pocas opciones.

10.- Véndale al corazón, no a la razón: si se pregunta por qué volvió con aquella persona que la lastimó o la razón por la que adquirió ese capricho que sólo lo endeudo, es porque la mayoría de nuestras decisiones se basan en los sentimientos y no en los pensamientos.

alt

Querido lector, si lo que usted quiere es que sus clientes lo volteen a ver, ya tiene por dónde empezar, y no le quito ni un segundo más de su valioso tiempo porque seguramente otra cosa ya le está llamando la atención.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright Magazine México 2017

Diseño y Desarrollo por Sinfoni